domingo, abril 13, 2014

Agape y Tertulia con Mezquita


Ayer se reunió el Centro Andaluz en Anká en Miniatura, en la ya ilustre Avenida de Emilio Lemos. Entre andaluces hubo una tertulia singular que acabó sacando a la luz los orígenes de nuestras creencias más profundas, como el reconocimiento espiritual de un padre y una madre estelar (en referencia al Sol y a la Tierra, claro está) y de cómo esta relación fundamental se refleja en el pasado y presente de la psique de nuestro pueblo. Entre tanto, también tuvimos ocasión de regar las secas gargantas con diversos jugos de la tierra, esos que los andaluces inventaron hace ya más de seis mil años. Nos referimos al pan diluido en agua, o mejor dicho la cerveza. En este caso se trató de degustar la bien gloriosa e ínclita Mezquita, cerveza que evoca nuestra identidad más medieval. Lógicamente hubo que compensar los líquidos con los sólidos y esto generó una serie de experiencias únicas, dado que ahora son momentos de grumelos, como puede apreciarse en la foto. Al fondo las damas daban cuenta de Albero, extraordinaria cerveza que hace al grumelo una ambrosía andalusí. Aquí en el Distrito Este, plantario de ilusiones y sentimientos andaluces continuamos con la tarea de construir una sociedad más nuestra, más de todos.